El dibujo con carboncillo es una técnica artística versátil y expresiva. En este artículo, exploraremos los diferentes tipos de carboncillo y los materiales necesarios para comenzar. También descubriremos técnicas y recomendaciones para lograr hermosos tonos y texturas en tus dibujos. Además, te propondremos que hagas ejercicios de dibujos fáciles con carboncillo, desde paisajes hasta retratos de mujeres. Al final del artículo os dejaremos un listado de los materiales mencionados y algunas marcas que los comercializan. ¡Sumérgete en el mundo del carboncillo y desata tu creatividad!

Si quieres aprender más sobre el dibujo con carboncillo, recuerda mirar nuestro Curso de Dibujo con Carboncillo, en el que un profesor te enseñará de forma personalizada, para guiarte en el manejo de esta técnica y su aplicación creativa.

 

 

¡Matricúlate ahora!

Para abrir boca, os compartimos un video en el que la profesora María Argüelles muestra el proceso de encajado con mancha; y otro de Gerard Millet, un crack explicando el uso pictórico de la técnica del carboncillo, a quien os animamos que sigáis en sus redes, ya que enseña aspectos muy valiosos del dibujo y la pintura.

 

 

 

Video del Taller de La Salamandra con un ejercicio presentado por María Argüelles.

Video de Gerard Millet con sus tres claves para dibujar con carboncillo de manera pictórica.

Tipos de carboncillo

El carboncillo es un material de dibujo versátil que viene en diferentes formas y consistencias. Has de saber que se trata de una rama de árbol carbonizada, habitualmente de sauce, de vid o de nogal. Cada tipo de carboncillo ofrece características únicas que pueden influir en el resultado final de tus dibujos. Cuando pruebes un carboncillo, notarás diferencias en la dureza o suavidad con la que discurre en el papel, el valor de negro que aporta y la tonalidad, que puede ser más fría o más cálida.

En las tiendas especializadas de Bellas Artes encontrarás surtidos muy amplios de este material, desde carbones de talla xxl para tus dibujos grandes y trazos expresivos, hasta carbones con dureza calibrada (H, HB y B) como los prestigiosos «Nitram». La industria de materiales de dibujo ha llegado a presentar formatos de carboncillo en pastilla acuarelable, o en tubos con diferentes matices gracias a carbones extraidos de cáscaras de semillas, como la gama de Schmincke carboncillo liquido Kohle, para que lleves tus trabajos a caminos de experimentación.

 

Puedes ver en este video el uso combinado del carbón líquido con los carboncillos tradicionales, de la mano de Cesar Santos, un maestro en estas técnicas.

Sin embargo, la forma más común y tradicional en la que encontrarás este popular material, es como rama carbonizada. A continuación, se describen los tipos más comunes de carboncillo:

  • Carboncillo en barra: Es el tipo más tradicional y reconocible de carboncillo. Se presenta en forma de una barra gruesa y robusta, generalmente de color negro intenso. Es ideal para capturar líneas y sombras de forma rápida y expresiva.
  • Carboncillo en palo: Similar al carboncillo en barra, pero en una presentación de forma más delgada y alargada. Los palos de carboncillo permiten un mayor control y detalles precisos en el dibujo.
  • Carboncillo en lápiz: Este tipo de carboncillo viene presentado en forma de lápiz. Es especialmente práctico y conveniente de usar, ya que se puede afilar como un lápiz normal y se ofrece en diferentes durezas, como suave, medio y duro, como los Pitt Charcoal de la marca Faber castell. Los lápices de carboncillo son ideales para trazar líneas nítidas y sutiles en tus dibujos.
  • Carboncillo en polvo: El carboncillo en polvo es sumamente suave y se puede utilizar con los dedos o con un aplicador para crear efectos de sombreado suaves y difuminados. También es útil para crear fondos difuminados o como base para técnicas mixtas.

La elección del tipo de carboncillo dependerá de tus preferencias personales y del efecto que desees lograr en tu obra. Puedes experimentar con diferentes tipos y combinarlos para obtener resultados aún más interesantes y únicos en tus dibujos con carboncillo.

 

Materiales necesarios para dibujar con carboncillo

Antes de comenzar a dibujar con carboncillo, es importante contar con los materiales adecuados para obtener resultados óptimos. A continuación, se detallan los elementos esenciales necesarios para trabajar con este medio artístico:

Papel adecuado para dibujar con carboncillo

El papel es fundamental al dibujar con carboncillo, ya que debe ser capaz de soportar la textura y la aplicación del material. Se recomienda utilizar un papel grueso y de gramaje alto, como el papel para dibujo o el papel de acuarela. Estos papeles ofrecen una superficie resistente que permite lograr tonos oscuros y difuminados, además de absorber el carboncillo adecuadamente.

Otros materiales útiles para trabajar con carboncillo

Además del papel, existen varios materiales que pueden ser de gran utilidad al dibujar con carboncillo:

  • Borrador: Un borrador maleable o una goma específica para carboncillo pueden ser utilizados para crear luces y hacer correcciones en el dibujo.
  • Difumino: Un difumino o papel de cocina puede ser usado para difuminar el carboncillo y suavizar los trazos, creando transiciones suaves y efectos de sombreado.
  • Lija para difumino: La lija para difumino es utilizada para afilar los difuminos y conseguir diferentes grosores y texturas al aplicar el carboncillo.
  • Pinceles: Algunos artistas utilizan pinceles para aplicar y difuminar el carboncillo, especialmente en técnicas mixtas con acuarela o tinta.

Estos son solo algunos de los materiales adicionales que se pueden emplear al trabajar con carboncillo. Es importante experimentar y descubrir qué herramientas y técnicas se adaptan mejor a tu estilo y preferencias artísticas.

 

Técnicas y recomendaciones para dibujar con carboncillo

La técnica del carboncillo ofrece una gran versatilidad y libertad creativa a la hora de dibujar. A continuación, se presentarán algunas recomendaciones y consejos útiles para aprovechar al máximo este material artístico.

Técnica del carboncillo

La técnica del carboncillo consiste en utilizar barras de carboncillo para crear trazos suaves y oscuros en el papel. Es importante tener en cuenta lo siguiente al utilizar esta técnica:

  • Utiliza trazos sueltos y ligeros para dibujar los contornos y formas principales.
  • Aplica mayor presión para conseguir tonos más oscuros y contrastes en tu dibujo.
  • Experimenta con diferentes grosores de carboncillo para obtener diferentes resultados.
  • Utiliza movimientos fluidos y gestuales para agregar textura y expresividad a tus dibujos.

Cuidados y precauciones al utilizar carboncillo

El carboncillo puede ser un material delicado y sucio de trabajar. Aquí tienes algunos cuidados y precauciones a tener en cuenta:

  • Protege tu obra final aplicando un fijador para evitar que el carboncillo se borre o se manche.
  • Evita tocar el papel con tus manos mientras dibujas, ya que puede dejar marcas de grasa en el papel.
  • Utiliza papel grueso con textura para que el carboncillo se adhiera mejor y evite manchar.

Consejos para lograr diferentes tonos y texturas en tus dibujos

El carboncillo ofrece la posibilidad de crear una amplia gama de tonos y texturas en tus dibujos. Aquí tienes algunos consejos para lograr diferentes efectos:

  • Utiliza difuminos, esponjas sintéticas o papel de cocina para suavizar y mezclar los trazos de carboncillo, creando tonos suaves y transiciones graduales.
  • Experimenta con el uso de borradores, borradores eléctricos, cuchillas o lijas para resaltar los tonos claros y crear texturas interesantes en tus obras.
  • Combina el carboncillo con otras técnicas, como acuarela o técnicas de esgrafiado, para agregar profundidad y variedad a tus dibujos.

Recuerda que la práctica constante y la experimentación son clave para dominar la técnica del carboncillo. No dudes en explorar diferentes enfoques y encontrar tu propio estilo único en tus dibujos. Continúa leyendo para descubrir ejemplos de dibujos fáciles con carboncillo y cómo crear impactantes dibujos de paisajes y retratos de mujeres utilizando este versátil material artístico.

 

Dibujos «fáciles» con carboncillo

El concepto de fácil o difícil es muy relativo. Sin embargo, el dibujo con carboncillo nos brinda la oportunidad de plasmar nuestras ideas y emociones de una manera única y expresiva. A continuación, te presentamos algunas ideas y ejemplos de dibujos fáciles que puedes realizar utilizando este versátil material.

  • Paisajes naturales: El carboncillo es especialmente adecuado para representar la belleza de los paisajes. Puedes crear efectos de luz y sombra utilizando las diferentes tonalidades de este material. Prueba dibujar un bosque con árboles y senderos serpenteantes, o una playa con olas rompiendo en la orilla. Fácil no se puede decir que sea esta primera propuesta.
  • Retratos simples: Una forma de practicar con el carboncillo es realizando retratos simples de personas o animales. Comienza dibujando los contornos básicos y luego añade detalles progresivamente. No te preocupes por lograr un resultado perfecto, lo importante es desarrollar tu habilidad y capturar la esencia del sujeto.
  • Naturaleza muerta: Experimenta con dibujos de objetos inanimados como frutas, flores, tazas o utensilios. El carboncillo te permitirá crear contrastes interesantes entre luces y sombras, dando vida a estos objetos cotidianos.
  • Texturas y detalles: El carboncillo también es ideal para resaltar texturas y detalles en tus dibujos. Puedes explorar los diferentes tipos de trazos y técnicas para recrear superficies rugosas, como la corteza de un árbol o las arrugas en la piel de una persona.
  • Juegos de luces y sombras: Una de las características más destacadas del carboncillo es su capacidad para crear contrastes y efectos dramáticos. Practica dibujar escenas con iluminación intensa y sombras pronunciadas, como un farol en la oscuridad o un rostro iluminado por una vela.

Estos son solo algunos ejemplos para inspirarte a explorar y experimentar con el carboncillo. Recuerda que la práctica constante y la observación detallada son clave para mejorar tu técnica y lograr resultados sorprendentes.

 

Dibujos a carboncillo de paisajes

Los paisajes son una de las temáticas más populares en el dibujo con carboncillo debido a su versatilidad para capturar la belleza natural. Con esta técnica, se pueden crear paisajes realistas y expresivos, destacando tonos profundos y contrastes dramáticos.

Para dibujar paisajes con carboncillo, es recomendable utilizar papel de calidad con textura. La textura del papel ayudará a crear efectos interesantes en el dibujo, capturando la rugosidad de las rocas, la suavidad de las nubes o la densidad de la vegetación. Selecciona un papel adecuado que permita trabajar con el carboncillo de manera suave y que absorba los tonos de forma efectiva.

Al comenzar el dibujo de un paisaje, es importante establecer una estructura básica. Observa detenidamente la composición y distribuye los elementos principales en el papel, utilizando líneas ligeras para esbozar la forma de las montañas, árboles y otros elementos del paisaje. Esta etapa te ayudará a establecer el equilibrio y la proporción en tu dibujo.

Una vez que la estructura básica esté establecida, puedes comenzar a trabajar en los tonos y texturas del paisaje. Utiliza los diferentes grados y formas de carboncillo para crear una gama de tonalidades, desde los oscuros y profundos hasta los más suaves y difuminados. Experimenta con técnicas de difuminado, líneas cruzadas y trazos sueltos para capturar la variedad de texturas presentes en el paisaje.

Recuerda que el carboncillo es un material maleable, por lo que puedes trabajar en capas y realizar ajustes en tu dibujo a medida que avanzas. Añade detalles finos como ramas de árboles, hojas o elementos arquitectónicos para dar vida y profundidad al paisaje. Juega con las luces y sombras para crear un efecto tridimensional y resaltar los elementos principales.

Una vez finalizado el dibujo, puedes utilizar un fijador para asegurar que los tonos de carboncillo queden fijados en el papel y evitar que se borren o despinten. Rocía ligeramente el fijador sobre el dibujo, siguiendo las instrucciones del fabricante, para protegerlo y garantizar su durabilidad a lo largo del tiempo.

 

Dibujos al carboncillo de mujeres y hombres

El carboncillo es una herramienta perfecta para capturar la belleza y la delicadeza de las formas femeninas y de la mayor dureza en figuras masculinas. A través de su suave textura y su capacidad para crear contrastes sutiles, o fuertes, según se elija, el carboncillo puede resaltar los rasgos y expresiones únicas de mujeres y hombres en dibujos impactantes.

Al dibujar con carboncillo, es importante tener en cuenta algunos aspectos para crear retratos realistas y expresivos. A continuación, se presentan algunos consejos y técnicas para lograr resultados sorprendentes:

  • Estudia la estructura facial: Antes de comenzar a dibujar, es recomendable observar detenidamente los rasgos faciales de la mujer que deseas retratar. Presta atención a la forma de los ojos, la nariz, la boca y las características únicas que hacen que su rostro sea especial.
  • Captura la expresión: Intenta capturar la esencia y las emociones del modelo mediante los gestos y las expresiones faciales. Utiliza trazos suaves y sutiles para resaltar los detalles expresivos, como los pliegues alrededor de los ojos o las comisuras de los labios.
  • Juega con la iluminación: El carboncillo es especialmente eficaz para crear efectos de luces y sombras. Experimenta con la forma en que la luz incide en el rostro del modelo y cómo esto afecta la apariencia general del dibujo. Utiliza trazos más claros para resaltar las áreas iluminadas y trazos más oscuros para las sombras.
  • Detalles de cabello: El cabello es otro elemento importante en los retratos de mujeres y hombres. Presta atención a la textura y la forma del pelo, y utiliza trazos sueltos y rápidos para crear una apariencia realista.

Recuerda que cada persona es única y tiene características distintas, por lo que es importante reflejar su personalidad y singularidad en el dibujo. No temas experimentar con diferentes estilos y enfoques para crear retratos de mujeres y hombres llenos de vida y expresión.

 

Fuentes

Para aquellos interesados en aprender más sobre dibujar con carboncillo, existen numerosas fuentes tanto en línea como en formato impreso que brindan información adicional y consejos útiles. A continuación se presentan algunas fuentes recomendadas para profundizar en este tema:

  • Libros especializados: Existen libros dedicados exclusivamente al dibujo con carboncillo que ofrecen técnicas detalladas, sugerencias y ejercicios prácticos. Algunos títulos recomendados incluyen ‘Dibujar con carboncillo paso a paso’ de John Hammond y ‘El arte del dibujo con carboncillo’ de Craig Nelson.
  • Tutoriales en línea: Hay una amplia variedad de tutoriales y videos disponibles en plataformas en línea como YouTube, donde artistas expertos comparten sus técnicas, trucos y consejos sobre el dibujo con carboncillo, como los mencionados Gerard Millet, o César Santos.
  • Cursos de arte: Muchas escuelas de arte y academias ofrecen cursos especializados en dibujo con carboncillo. Estos cursos brindan una experiencia de aprendizaje más estructurada y la oportunidad de recibir retroalimentación personalizada de profesionales del arte de tu población.
  • Comunidad artística en línea: Participar en comunidades de arte en línea, como foros o redes sociales dedicadas al dibujo y la pintura, puede ser una excelente forma de obtener inspiración, compartir ideas y recibir comentarios constructivos de otros artistas.
  • Galerías y exposiciones: Asistir a exposiciones de arte y visitar galerías puede brindar una perspectiva más amplia sobre el dibujo con carboncillo. Ver las obras de artistas reconocidos y estudiar su técnica puede ser una fuente de inspiración y aprendizaje.

Es importante recordar que la práctica constante y la experimentación personal son fundamentales para desarrollar habilidades en el dibujo con carboncillo. Estas fuentes mencionadas pueden servir como guías y recursos adicionales para ampliar los conocimientos y explorar nuevas técnicas en este fascinante medio artístico.

 

Listado de materiales que puedes usar para tus dibujos a carboncillo que hemos mencionado en este artículo, y que usamos en nuestras aulas.

Como te prometíamos al comienzo, aquí tienes el listado de materiales que usamos habitualmente en las clases y que recomiendan nuestros profesores. Puedes adquirirlos en tiendas de materiales de tu población, o en alguna tienda online.

Carboncillos o carbón:

  • Carboncillo convencional de diferentes grosores, desde finos a supergruesos XXL.
  • Carboncillo Nitram en diferentes durezas y grosores.
  • Carbón en polvo.
  • Carbón líquido Nitram o Kohle

Difuminos

  • Difuminos de diferentes grosores
  • Esponjas sintéticas
  • Pinceles suaves

Borradores

  • Goma de borrar blanda
  • Lápices goma
  • Goma moldeable
  • Gamuza

Papeles

  • Papel de acuarela de granos finos o medios
  • Papel Ingres de la marca Guarro
  • Papel Fabriano de alto gramaje

Materiales complementarios

  • Tinta china para dar fondo al papel
  • Lápices blancos o pastel para realzar o recuperar blancos perdidos
  • Conté negro, o carbón compuesto, en lápiz o barra para profundizar en negros a los que no llega el carbón.
  • Lijas para afilar difuminos y carboncillos.
  • Fijadores para carboncillo.
  • Barnices en spray

Esperamos que te este artículo te haya resultado interesante y completo como guía para que te inicies en el dibujo a carboncillo.

¡Matricúlate ahora!